Se intensifica en EU la presión para un mayor control de armas

<p style="text-align: justify;"><strong>Noticias Canal 10.-&nbsp;</strong>Nueva York. Las balas en El Paso y Dayton el pasado fin de semana siguen rebotando en el &aacute;mbito pol&iacute;tico, obligando por primera vez a que el presidente y<strong> la c&uacute;pula republicana contemplen mayores controles sobre las armas de fuego, y desenmascarando una crisis de terror nacionalista blanco en Estados Unidos.</strong></p> <p style="text-align: justify;">Por primera vez, el presidente Donald Trump indic&oacute; que est&aacute;<strong><em>&nbsp;<q>abierto</q>&nbsp;</em></strong>a discutir algunas medidas m&iacute;nimas para el control de armas y el l&iacute;der la mayor&iacute;a republicana del Senado, Mitch McConnell, sorprendi&oacute; con el anuncio de que ampliar las verificaciones del historial personal para todo comprador de armas estar&aacute;&nbsp;<em><strong><q>al frente y al centro</q></strong></em>&nbsp;del debate en la c&aacute;mara alta sobre c&oacute;mo responder a incidentes recientes de violencia armada.</p> <p style="text-align: justify;">La Asociaci&oacute;n Nacional del Rifle dej&oacute; entender a Trump, McConnell y otros de sus aliados que se&nbsp;<em><strong><q>opone a cualquier legislaci&oacute;n que infrinja de manera parcial los derechos de los ciudadanos</q></strong></em>.</p> <p style="text-align: justify;">Pero la presi&oacute;n pol&iacute;tica en favor de por lo menos alg&uacute;n control m&iacute;nimo proviene ya no s&oacute;lo de organizaciones que abogan por el control de armas, sino que ya se expresa en varios sectores despu&eacute;s de los ataques del fin de semana.</p> <p style="text-align: justify;">M&aacute;s de 200 alcaldes apremiaron ayer a los l&iacute;deres de ambas bancadas en el Senado a suspender sus vacaciones de agosto para regresar a Washington y promover medidas de control.<em>&nbsp;<strong><q>Nuestra naci&oacute;n ya no puede esperar m&aacute;s a que el gobierno federal emprenda la acci&oacute;n necesaria para evitar que gente que no deber&iacute;a tener acceso a las armas de fuego pueda comprarlas</q></strong></em>, afirmaron.</p> <p style="text-align: justify;">Alejandro Bedoya, capit&aacute;n del equipo profesional de futbol soccer, Union de Filadelfia, anot&oacute; un gol al inicio de un partido contra el DC United el domingo pasado, y al celebrarlo encontr&oacute; un micr&oacute;fono en el campo de juego &ndash;el partido fue trasmitido a nivel nacional en vivo por Fox Sports&ndash; y grit&oacute;:&nbsp;<em><strong><q>Oye, Congreso, haz algo ya; pongan fin a la violencia de las armas de fuego. Vamos</q></strong></em>.&nbsp;<a href="https://www.youtube.com/watch?v=ml0X-S7bX8o" target="_blank">El video se viraliz&oacute;</a>.</p> <p style="text-align: justify;">Pero no se trata s&oacute;lo de tiroteos masivos &ndash;251 ocurridos en lo que va del a&ntilde;o&ndash;, sino de qui&eacute;n est&aacute; jalando el gatillo. El rebote de las balas de El Paso provoc&oacute; que un amplio coro de figuras p&uacute;blicas y editorialistas declararan que Estados Unidos enfrenta ahora un grave problema de&nbsp;<strong><em><q>terrorismo dom&eacute;stico</q></em></strong>&nbsp;perpetrado por supremacistas o nacionalistas blancos.</p> <p style="text-align: justify;">La portada de la revista nacional&nbsp;<em>Time</em>&nbsp;de esta semana tiene como trasfondo todos los nombres de las ciudades que han padecido tiroteos masivos y en altas la palabra:&nbsp;<strong><em><q>Basta</q></em></strong>.<strong><em>&nbsp;<q>Nos est&aacute;n comiendo desde adentro</q></em></strong>, afirma al reportar c&oacute;mo Estados Unidos&nbsp;<em><strong><q>est&aacute; perdiendo la batalla contra el terrorismo nacionalista blanco</q>.</strong></em></p> <p style="text-align: justify;">A la vez, dos candidatos presidenciales dem&oacute;cratas, la senadora Elizabeth Warren y Beto O&rsquo;Rourke (ex representante federal por El Paso) calificaron al presidente de&nbsp;<em><strong><q>supremacista blanco</q></strong></em>. Otros, como el senador Bernie Sanders y el centrista Joe Biden, han declarado que la ret&oacute;rica del mandatario abraza a los supremacistas blancos.</p> <p style="text-align: justify;">La matanza en El Paso &ndash;cometida por un joven anglo que afirm&oacute; que buscaba frenar&nbsp;<q>la invasi&oacute;n hispana</q>en Estados Unidos&ndash; fue fomentada por la ofensiva antimigrante impulsada por el r&eacute;gimen de Trump, <strong>denuncian l&iacute;deres latinos e inmigrantes de todo el pa&iacute;s.</strong></p> <p style="text-align: justify;"><u>De hecho, en El Paso se inform&oacute; que muchos familiares no documentados no acudieron al centro de reunificaci&oacute;n familiar ni a los hospitales para averiguar las condiciones o paradero de las v&iacute;ctimas por temor a ser arrestados por autoridades de migraci&oacute;n, parte del clima de persecuci&oacute;n promovido por Trump.</u></p> <p style="text-align: justify;">&Oacute;scar Chac&oacute;n, director ejecutivo de Alianza Americas &ndash;red de organizaciones de defensa de inmigrantes&ndash;, declar&oacute; que la redada en Misisipi el mi&eacute;rcoles, donde agentes de migraci&oacute;n arrestaron a 680 trabajadores latinoamericanos,<em><strong>&nbsp;<q>deber&iacute;a ser considerada un acto de terror cometido contra familias trabajadoras por el gobierno de Trump.</q></strong></em></p> <p style="text-align: justify;">Concluy&oacute; que los recursos empleados para ese tipo de redadas deber&iacute;an usarse mejor<em><strong>&nbsp;<q>en combatir el terrorismo nacionalista blanco que ha tomado tantas vidas a lo largo de los a&ntilde;os, incluidas las de la semana pasada en Texas</q>.</strong></em></p> <p style="text-align: justify;"><u>Fuente: La Jornada.</u></p>