<p style="box-sizing: border-box; margin: 0px 0px 17px; padding: 0px; font-size: 13px; direction: ltr; font-family: 'Droid Sans', Oswald, 'Helvetica Neue', Helvetica, Helvetica, Arial, sans-serif; line-height: 19.5px; text-align: justify;">Maribel Villegas Canch&eacute;, acostumbrada a ser el ajonjol&iacute; de todas las elecciones, present&oacute; su renuncia a la delegaci&oacute;n de Sedesol. Es obvio que la ex verde, ex panista, ex perredista y ex diputada por el PRI, tiene un colmillo mega-retorcido sobre estos menesteres y seguramente su objetivo es empezar a negociar cualquier posici&oacute;n pol&iacute;tica, desde donde pueda seguir colgada a la ubre, como lo ha hecho desde hace m&aacute;s de una d&eacute;cada. Villegas Canch&eacute; no se ha cansado de saltar de partido en partido, por lo que tambi&eacute;n se le ha llamado &ldquo;la madre de todos los chapulines&rdquo; de la pol&iacute;tica estatal.</p> <p style="box-sizing: border-box; margin: 0px 0px 17px; padding: 0px; font-size: 13px; direction: ltr; font-family: 'Droid Sans', Oswald, 'Helvetica Neue', Helvetica, Helvetica, Arial, sans-serif; line-height: 19.5px; text-align: justify;">Esta ex &ldquo;funcionaria&rdquo; ha participado en cuanto proceso electoral se le ha cruzado en el camino, se ha convertido en el m&aacute;s claro ejemplo de los pol&iacute;ticos camale&oacute;nicos y saltimbanquis que sin pizca de ideolog&iacute;a ponen por delante sus intereses personales. Sabiendo que sus posibilidades para alcanzar la candidatura a la presidencia municipal de Benito Ju&aacute;rez son nulas, la llamada &ldquo;madre de todos los chapulines&rdquo;, Maribel Villegas Canch&eacute;, sin importar partido, ideolog&iacute;a y mucho menos el qu&eacute; dir&aacute;n, ahora se une a las filas de Morena, partido considerado por muchos llamados ex priistas como su salvaci&oacute;n. Villegas Canch&eacute; navega contra viento y marea para mantener su campa&ntilde;a medi&aacute;tica en los medios de comunicaci&oacute;n, desde donde lleva una intensa labor de auto posicionamiento a trav&eacute;s de sus redes sociales, donde, sin embargo, ha recibido el repudio generalizado de ciudadanos cancunenses que conocen su historial pol&iacute;tico y que rechazan a un personaje que ha demostrado no tener ideolog&iacute;a y s&iacute; mucha ambici&oacute;n por colocarse en donde sea necesario con tal de satisfacerse a s&iacute; misma.</p> <p style="box-sizing: border-box; margin: 0px 0px 17px; padding: 0px; font-size: 13px; direction: ltr; font-family: 'Droid Sans', Oswald, 'Helvetica Neue', Helvetica, Helvetica, Arial, sans-serif; line-height: 19.5px; text-align: justify;">Lo cuestionable y lamentable de este show que lleva tiempo montando y m&aacute;s a&uacute;n durante su paso por la delegaci&oacute;n de Sedesol, es que juega con las necesidades de decenas, centenas y quiz&aacute; miles de cancunenses que por necesidad econ&oacute;mica y social a&uacute;n creen en las verdades a medias de la se&ntilde;ora, si Maribel Villegas pretende seguir viviendo de la ubre gubernamental ser&iacute;a sano que el dinero que invierta sea de ella, el que ha ganado con el &ldquo;sudor de su frente&rdquo;, as&iacute; est&aacute;n las cosas con esta camale&oacute;nica pol&iacute;tica chapul&iacute;n, quedar&aacute; pendiente validar y transparentar las cuentas y estado en el que dej&oacute; la delegaci&oacute;n de Sedesol, ya que como ha sido publicado en diferentes medios, se han descubierto irregularidades en el manejo administrativo, situaci&oacute;n que no estar&iacute;a fuera de la normalidad en su proceder. De esta manera, alguien que alguna vez dijo pertenecer a la derecha, de un d&iacute;a para otro se convierte en f&eacute;rreo defensor de la izquierda, o bien, alguien que siempre perteneci&oacute; y defendi&oacute; los postulados de la izquierda, de repente y con explicaciones facilonas, se cambia la camiseta a una m&aacute;s light o a una m&aacute;s ultra La falta de ideolog&iacute;a de algunos pol&iacute;ticos a los que s&oacute;lo les interesa mantenerse en el poder es una de la causa del porqu&eacute; la gente est&aacute; harta de la pol&iacute;tica.</p>